El hospital padilla celebra a Martin en su cumple

Salud 08 de agosto de 2018 Por
Martin Mattas cumplió 52 años, no tiene familia y en el hospital Angel C. Padilla le celebraron su cumpleaños.

Martin Mattas cumplió 52 años y no tiene familia, es un paciente que vive en condiciones de extrema vulnerabilidad en el Hospital Padilla, por esta razón el día de su cumpleaños surgió la iniciativa de celebrarlo y recibió un trato especial, le cortaron el pelo y desde la Capilla del Padre Sergio Costilla le regalaron ropa.

38724453_2173904389350052_2332617861106761728_n

La vida de Martin transcurre en los pasillos del hospital, se convirtió en parte de ese paisaje que para el normal de la gente representa un servicio de emergencia, sin embargo para Martin es un bálsamo de contención y esa comunidad de salud constituye su familia.

Mattas presenta un ligero retraso mental y como una jugada fatal del destino sufrió un accidente en la adolescencia que le dejo secuelas de por vida,  porque las fracturas de sus pies no soldaron correctamente.

Además los pulmones cargan con el peso de haber sobrevivido durante años al extremo frío del pavimento, lo que genero  frecuentes infecciones respiratorias y lesiones que demuestran lo implacable del invierno del norte argentino.  “Hoy se desplaza en silla de ruedas y debido a una deficiente alimentación es obeso”, explico Sonia Monje quien fue la organizadora del evento y la encargada de solicitar la autorización a  la directora  de la institución, Dra. Olga Fernández, quien acepto y se sumó a la celebración.

38797742_2152439185011314_370361115902738432_n

“Hoy como todos los años, decidimos festejarle su cumpleaños, porque Martin es considerado un integrante más de nuestra extensa familia” finalizo Sonia, que no solo realiza su trabajo cotidianamente sino que asume una responsabilidad superior, comprende que los pacientes son humanos y necesitan contención, la mano tendida de alguien que los respete y les colabore en esa difícil transición.

Martin es un ser humano que necesita de la mirada de los que deambulamos por la ciudad. La gente que se encuentra en situación de calle, trascurren sus días en el desamparo, y como sociedad debemos repensar, reflexionar y comprender que estos fenómenos  de extrema carencia y necesidad, esta sistemática exclusión de los que menos tienen, son síntomas de una sociedad desprovista de; valores, de oportunidades, de conciencia y responsabilidad, porque en definitiva la patria es una construcción colectiva y eso es lo que nos identifica y define como país.    

38707804_494551804303143_1417951609886867456_n