Uruguay: Renunció el vicepresidente investigado por corrupción

Internacionales 09 de septiembre de 2017 Por
Se perfilaba como el próximo presidente uruguayo, el recambio joven de la política. Sin embargo, investigaciones por corrupción llevaron al hijo del fundador de los tupamaros a renunciar a su cargo.
Sendic
Raul Séndic
El vicepresidente de Uruguay, Raúl Sendic, presentó hoy su "renuncia indeclinable" a su puesto ante el Plenario Nacional de la coalición de izquierdas que gobierna el país, el Frente Amplio (FA), y al propio presidente, Tabaré Vázquez. Así lo anunció desde su cuenta oficial en la red social twitter.
photo5017382079838660528
Este sábado el oficialismo celebró un Plenario Nacional, máximo órgano de dirección de la agrupación, para analizar el caso del vicepresidente, quien se vio envuelto en una serie de polémicas en los últimos meses y cuya posible renuncia se rumoreaba a nivel local.
El político, hijo del líder histórico y fundador de los tupamaros, Raúl 'Bebe' Sendic (1925-1989), se vio envuelto en una polémica luego de que el semanario político local Búsqueda publicara los gastos que realizó con una tarjeta corporativa de la petrolera estatal Ancap, que incluyen compras en tiendas de ropa, de joyas y de electrónica, entre otras.
Luego de que se dieran a conocer estos gastos, Sendic se presentó de forma voluntaria ante el Tribunal de Conducta Política (TCP), un órgano de control interno del FA, para que evaluara el uso de una tarjeta corporativa cuando estuvo al frente de Ancap, empresa de la que fue vicepresidente entre 2005 y 2009 y presidente entre 2009 y 2013.
El pasado 1 de agosto, el TCP concluyó su investigación y emitió un fallo que, entre otras cosas, concluyó por unanimidad que Sendic tuvo un "proceder inaceptable en la utilización de dineros públicos", consignó la agencia EFE.
"Estos hechos comprometen su responsabilidad ética y política, con incumplimiento reiterado de normas de control", agrega el documento, que fue elevado para su discusión en el Plenario de hoy.
Ante esta situación, el oficialismo comenzó un debate interno para evaluar la situación de Sendic y las medidas a tomar.
Sin embargo, el vicepresidente sorprendió a sus compañeros al anunciar su renuncia, algo que se manejaba desde hace meses pero que había sido desmentido por él mismo.
La imagen del político comenzó a deteriorarse luego de que en febrero de 2016 el matutino local El Observador publicó que Sendic no era licenciado en Genética Humana, tal como había sido presentado en varias instancias y firmado documentos.
Además, el líder político del sector Lista 711 del FA cuenta con varios frentes de pelea, ya que su gestión como presidente de Ancap también está siendo investigada en la Justicia uruguaya, que evalúa si durante ese período se cometieron irregularidades.
Asimismo, la Junta de Transparencia y Ética Pública (Jutep) actualmente investiga también al vicepresidente por el uso que hizo de la tarjeta corporativa de la petrolera estatal.