La gobernadora María Eugenia Vidal cerró la Casa del Niño de Ensenada

Infancia 05 de julio de 2017 Por
Como muestra de poder decidió cerrarla arbitrariamente dejando a decenas de niños de 3 a 14 años sin contención en horario extra escolar y sin viandas.
Casa del Niño
Casa del Niño 5 de Mayo

La provincia de Buenos Aires mantiene una deuda con la Municipalidad de Ensenada, por lo que su intendente, Mario Secco, la reclama a diario. María Eugenia Vidal, en una muestra de poder, ordenó cerrar la Casa del Niño 5 de Mayo, además de cancelar el envío de viandas con las que se contenía a los niños que asistían a contraturno de la escuela y que almorzaban (quizás la única comida del día) en el establecimiento.

El programa UDI (Unidades de Desarrollo Infantil) contiene a los trabajadores de las 12 Casas del Niño localizadas en Almirante Brown, Ensenada, Florencio Varela, Lanús, La Plata, Lomas de Zamora y Malvinas Argentinas, y éste pertenece al área de Desarrollo Social de la provincia. Inicialmente el staff de cada una de las casas estaba integrado por 20 personas, entre docentes y no docentes relacionados a la actividad socio-pedagógica realizada desde las unidades. A partir de un decreto de junio de 2016, se cancelaron los nombramientos para planta permanente, y se congelaron las vacantes, reduciendo a menos de 10 empleados por casa, todoscategorizados como planta transitoria. A la larga, esto derivará en el cierre de estas instituciones, que hoy son de vital importancia para la población atravesada por el desempleo y por consiguiente, el hambre y la desnutrición, sin mencionar las consecuencias sociales devastadoras.

Una concejal del FPV en Ensenada, denunció que la única Casa del Niño que fue cerrada es la de Ensenada, pero la Junta Interna de ATE Desarrollo Social, aclaró que 2 de esas Casas (Alfredo Palacios y AMAD) se mantienen abiertas gracias al esfuerzo conjunto de sus integrantes, y que se vieron obligados a reducir sus servicios a solo la entrega de viandas y asistencia a las familias, además de transporte en AMAD.

Con esta medida, la gobernadora Vidal, busca darle una lección de poder al intendente Secco por atreverse a ser Kirchnerista (tal como ella lo expresó) y a reclamarle la deuda de $15.000.000 que la provincia mantiene con la intendencia de Ensenada, castigando a niños de entre 3 y 14 años que ni siquiera votaron.